Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 21 febrero 2014


La compañía simplificó el acceso a la versión en línea de su suite de oficina gratis, que permite realizar ediciones de textos, planillas de cálculo y presentaciones desde un navegador Web; busca competir con Google Drive.

Microsoft sigue con más cambios y al renovado OneDrive le sigue el relanzamiento de Office Online, disponible desde la dirección office.com , un servicio que permite editar sin costo documentos de texto, planillas de cálculo y presentaciones desde un navegador web. Conocido de forma previa como Office Web Apps , la compañía dijo que el cambio busca simplificar su uso, ya que el anterior nombre generaba confusiones entre los usuarios.

Esta función estará integrada a OneDrive, y su relanzamiento apunta de forma directa a los servicios de Google, que también había integrado su sistema de edición de documentos Docs bajo la plataforma Drive .

Al igual que su competidor, Office Online requiere el uso de una cuenta Microsoft, que puede ser la tradicional cuenta de Hotmail, que también pasó por el proceso de rediseño y ahora se llama Outlook.com . Además, esta versión del Office para navegadores (que incluye versiones Web de Word, Excel, PowerPoint y OneNote) permite una edición simultánea entre varios usuarios en tiempo real.

La interfaz de Office Online integra a gran parte de los servicios en línea de Microsoft que se mencionaron de forma previa, tales como la plataforma de almacenamiento OneDrive junto OneNote y el servicio de webmail Outlook.com, además de los respectivos contactos y calendarios.

Fuente: Diario La Nación

Read Full Post »


Las autoridades de Japón aseguran que cientos de copias de “El diario de Ana Frank “, escrito por una niña judía que vivió escondida en Ámsterdam durante el holocausto, y otros libros relacionados han sido destrozados en bibliotecas públicas de Tokio desde comienzos de año.

El bibliotecario Kaori Shiba dijo que entre diez y 20 páginas habían sido arrancadas de cada libro, dejándolos inutilizables. Aún no está claro quién es el responsable.

El Centro Simon Wiesenthal dijo en un comunicado que el alcance geográfico de los incidentes sugiere que se trata un esfuerzo organizado para denigrar la memoria del más famoso de los 1,5 millones de niños judíos asesinados por los nazis en la Segunda Guerra Mundial.

Fuente: Diario La Nación

Read Full Post »


Read Full Post »


Equipo de CCINFO

Por lo general, todos nos ponemos ansiosos, por no decir directamente nerviosos, ante una entrevista laboral.

Tenemos expectativas, sueños e ilusiones y a veces muchas necesidades de trabajar. Por ese motivo, es muy importante tener un buen dominio de la ansiedad y de los nervios para que no nos juegue en contra.

Siempre la clave ante estas situaciones es tener confianza y seguridad en sí mismo y poder demostrárselo al reclutador. Cuando nos sentimos seguros podemos dar lo mejor de nosotros mismos sin ningún tipo de reparo. Pero cuando nos asaltan los nervios las cosas cambian de manera drástica.

Puede ser que necesites con desesperación ese empleo, que sea el empleo que siempre estuviste esperando, que tuvieras algún problema personal antes de salir a la entrevista o que mientras viajabas ocurriese algún imprevisto. Cualquiera de estas situaciones puede provocar su ansiedad y despertar sus nervios.

Los nervios se observan tanto en el aspecto físico como en lo psicológico. Los físicos se exteriorizan con sudor frío, temblor en la mano, en la voz, movimientos casi espasmódicos de las piernas y pies, etc.

En cuanto a lo psicológico se observa que el individuo se bloquea mentalmente y no puede expresarse de manera adecuada.

En realidad deberíamos evitar pasar por una experiencia semejante. Para ello le podemos aconsejar que controle sus nervios, y afiance su confianza en si mismo mediante el empleo de la comunicación no verbal; nos referimos a que el impacto de cómo se dicen las cosas frente a lo que se dice en sí es superior. El reclutador observa cada movimiento que hace acompañando lo que dice.

Una persona exitosa sabe dominar su lenguaje corporal, la imagen que irradia a su interlocutor y utiliza ambos elementos, lo que dice y como lo dice en su beneficio.

También puede optar por utilizar técnicas de programación neurolingûística que favorecen su seguridad, de modo que puede pasar de un estado de nerviosismo a otro de autoconfianza.

Las técnicas que se pueden emplear, entre otras, son el anclaje, la visualización, las contra creencias limitantes, etc. Veamos entonces:

Un anclaje es la asociación automática entre un estímulo y una respuesta emocional; o sea, anclar es asociar de manera que nuestra mente puede asociar palabras, gestos y sonidos entre otras cosas.
La visualización es un recurso clave en el que empleamos nuestro sistema de representación tal que podemos crear las imágenes internamente con un grado de detalle tal que queramos, modificando y experimentado un evento determinado, incluso antes de que suceda. Así podemos alcanzar la meta que nos proponemos.
Las creencias limitantes son realmente apasionantes. Pensar en nuestra identidad, lo que somos, lo que creemos nos muestran que si pudiéramos cambiar nuestras creencias podríamos tener una vida más plena. Nuestro sistema de creencias es nuestra realidad y a veces nos pueden jugar en contra en una entrevista laboral si no podemos ver las cosas con otra perspectiva.

La forma de comunicar y de crear un lazo con el reclutador es crucial para que este considere que es una persona valiosa y que su incorporación al staff puede producir una diferencia altamente satisfactoria para la institución o empresa a la que se esta postulando.

Venza sus miedos internos que producen ese estado de malestar y lo llevan a exteriorizarlo a través de los nervios. Luego vaya confiado a su entrevista de trabajo y seguramente logrará su objetivo.

Fuente: Consultora de Ciencias de la Información

Read Full Post »


Equipo de CCINFO

Solicitar cooperación cuando lo necesitamos facilita la convivencia y no es una muestra de debilidad.

Pero a veces nos negamos a pedir ayuda como si fuera una vergüenza admitir que hay cosas que desconocemos y creemos que esto nos hace sentir disminuidos ante los ojos de lo demás, por lo menos eso es lo que percibimos.

Sentimos que al hacer un pedido de este tipo nos exponemos ya que estamos reconociendo que necesitamos la ayuda de otra persona para lograr un resultado.

Si tenemos un ego muy frágil, solicitar ayuda se convierte en un golpe tremendo para nuestra autoestima. Sin embargo, en los ambientes laborales las tareas no se realizan en solitario sino que es una actividad cooperativa y colaborativa, es decir, es una actividad que se realiza en equipo.

Veamos algunas razones que no nos permiten pedir ayuda a tiempo:

Podemos pedir ayuda muy tarde ya que no reconocemos que la necesitamos
Puede que no veamos todo el panorama completo, por eso la ayuda que solicitamos no alcanza para cubrir la necesidad que generó el pedido
Podemos pedir ayuda a la persona equivocada
Puede que no nos expresemos con claridad y eso provoca que el otro no entienda que es lo que necesitamos
Puede que recibamos ayuda pero como no fuimos claro en lo que pedimos recibimos una ayuda equivocada
A veces, en realidad pedimos compasión, no ayuda
Podemos estar negados y por eso no podemos pedir ayuda

Sin embargo, siempre es posible aprender a pedir ayuda. La ayuda la podemos necesitar para nuestra vida personal, para nuestro trabajo o para conseguir un trabajo.

La verdad es que cuando nos sentimos superados necesitamos pedir ayuda y de no hacerlo lo único que logramos es retrasar los buenos resultados.

Veamos que si pido ayuda disminuye el estrés que me impide seguir adelante, aprendo de mis compañeros de trabajo, de tal manera que la próxima vez podré resolver el problema por mí mismo y lo que es más importante, puedo cumplir con la tarea que me dio mi jefe en los tiempos asignados y con eficacia.

No debemos sentir vergüenza de pedir ayuda, sino todo lo contrario. No tenemos obligación de saberlo todo, además, puede suceder que estemos muy cansados y desanimados y por eso no podemos implementar buenas estrategias que nos permitirán resolver el problema que se nos ha presentado.

Recuerde, pedir ayuda no es un signo de debilidad, sino simplemente demuestra que usted se siente muy seguro al reconocer que a veces es importante interactuar con el resto del equipo dejando que otro ocupe un lugar central.

El trabajo en equipo, al fin y al cabo, consiste en que en diferentes ocasiones cada uno puede ser el protagonista de manera que tome las decisiones más importantes según su grado de conocimientos y experiencias.

Fuente: Consultora de Ciencias de la Información

Read Full Post »


Read Full Post »


Equipo de CCINFO

Muchas veces de niños cometimos “errores” y sabíamos con certeza que nos iban a reprender. De adultos, muchas veces, preferimos culpar a otro por lo que hicimos mal, evadiendo la reprimenda de nuestro superior o nuestros pares. Pero, realmente, ya no somos niños y debemos asumir nuestros errores transformándolos en una fuente importante de saber.

No obstante, muchas veces cometer un error significa perder el empleo. Veamos, entonces, como podemos enfrentar esta problemática.
1. Controle sus emociones

De acuerdo a la gravedad del error puede experimentar diferentes emociones:

a) Pánico: la adrenalina se encuentra al 100% de su capacidad. No crea que la rapidez será de gran ayuda ya que en realidad empeorará el cuadro en general.

b) Extrema tranquilidad: tampoco es recomendable, parece como que aún no se ha dado cuenta que ha tomado una mala decisión.
2. Reconocer el error

No culpe a su equipo, a un colaborador o a un colega, asuma su respinsabilidad. Quizá usted no ejecutó directamente una acción pero es el responsable de sus propias decisiones y de cualquier error que cometa el personal que tiene a cargo, ya que debería haber previsto determinadas situaciones ya que esa es su función. Enfrente el error y trate de solucionarlo antes que el mismo se convierta en una carga inmanejable. Aprenda de aquello eque se hizo mal para evitar dar vueltas en círculo. Recuerde que usted es un profesional y puede revertir esta situación e incluso puede llegar a rentabilizarla.
3. Hágase cargo del error

La fórmula que debe emplear es la siguiente: ver el error + adueñarse de él + resolverlo = recuperar la confianza

No es solo respinsabilizarse de lo que está mal sino revertir la situación y solucionarla, su equipo y su superior verán lo buen profesional que y que puede actuar de manera adecuada en situaciones de presión y con total eficacia y acierto.
4. Si no puede resolver el problema pida ayuda

Muchas veces no pedimos ayuda porque pensamos que perderemos autoridad, pero en realidad las empresas e instituciones analizan sus errores y aprenden de ellos, esa es la única forma de convertirse en un profesional, valioso, respetado, capacitado y sobre todo, especializado. Si lo necesita mire a su alrededor y busque la ayuda que necesite.
5. Recupere la confianza

Todos nos equivocamos en algún momento de la vida. Reconocerlo y aprender de los errores nos hace mejores personas y buenos profesionales.

Fuente: Consultora de Ciencias de la Información

Read Full Post »