Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 8/08/12


Equipo de CCINFO

Muchas veces, en el trabajo, e incluso en nuestra vida personal, se presentan situaciones que nos hacen dudar de lo que realmente debemos hacer. Lo importante para tomar una decisión es analizar los pro y los contra. Cuando se tiene en claro los puntos a favor y los que no son ya no hay problemas para decidir qué hacer.

Ser indeciso es un desgaste de energía que se multiplica o más si hay que tomar más de una decisión diaria. Por eso, es fundamental diferenciar entre temas triviales y complejos, ya que son éstos los que pueden producir incertidumbre por demás justificada.

Para combatir este problema de indecisión es necesario contar con espíritu reflexivo, crítico y analítico, así como contar con una respetable autoestima, ya que en caso contrario le resultará muy difícil llegar a una solución satisfactoria.

En realidad, este problema surge cuando las personas crecieron en ambientes en los que no han podido tomar decisiones cotidianas y quizá, hasta triviales como elegir un calzado, un guardarropas, el color de las paredes de su dormitorio, etc.

Los padres tienen la obligación de incentivar en los niños la capacidad de tomar decisiones por sí mismos, estimularlos en estas situaciones para fortalecer el carácter del pequeño. Cuando este niño llegue a la edad adulta podrá resolver estas situaciones de la manera más favorable posible, ya que a lo largo de su vida ha adquirido una gran experiencia en resolución de problemas así como una buena autonomía y autoestima que le permite actuar sin dudar.

El miedo a tomar una decisión adecuada se repite continuamente. El aprender a afrontar estas situaciones desde la corta edad le permite al individuo prepararse para su vida personal y profesional.

Las personas indecisas se caracterizan por su baja autoestima, inseguridad y falta de confianza en sus propios juicios. Sienten miedo al fracaso y a ser juzgadas con dureza ya que temen afrontar las responsabilidades que vienen de la mano del ejercicio profesional.

Es recomendable tomar cierta distancia de estas situaciones y animarse a cambiar ya que cuando la indecisión afecta todos los órdenes de la vida es necesario replantearse ese aspecto de la personalidad y tratar de revertirlo.

Para lograrlo, los individuos deberían:

Verse de otra manera
Mirar de manera positiva los hechos
Apreciarse y sentirse orgulloso de sí mismo
Esforzarse y mantener de manera permanente un espíritu de superación activo
Dejar de lado los pensamientos negativos
Alejarse de aquellos amigos que no apoyan su espíritu resolutivo
No dejarse influir por las perspectivas de otras personas
Una vez que se ha decidido algo simplemente ejecutarlo

Lo mejor que puede hacer por uno mismo es fomentar su propia autoestima, afrontar las situaciones sin temor y no temer por los posibles juicios de los demás sino tener en claro que lo fundamental es lo que cada uno piense de sí mismo.

Fuente: Consultora de Ciencias de la Información

Read Full Post »